Escalar

Escalar tu propia montaña

  Cada día escalamos nuestra propia montaña: “LA VIDA”, cuyo sendero empinado requiere de esfuerzo y paciencia para transitarlo, sin perdernos lo placentero del paisaje que nos rodea.   Escalar: mirando hacia la meta, proseguimos el camino. Muchas veces alegres y triunfantes al avanzar ágilmente y otras no tanto. Hallamos piedras, hendiduras, lugares escabrosos que Leer másEscalar tu propia montaña[…]