Soy un niño

soy un niño

Soy un niño, por lo tanto, quiero en este día representar a todos los niños del mundo…

¿Quién más que yo puede ponerse en lugar de ellos?

A caso un adulto?

Ellos también fueron niños y dicen que nos comprenden porque ya tuvieron esta edad. Que tienen experiencias, que saben lo que hacen y dicen.

Pero no sé…

A mi me parece que cuando crecen se van olvidando de lo que es ser un niño.

Es como que su infancia les quedó tan guardadita en el alma que ya no recuerdan ciertos sentimientos.

Yo no sé…

Nos quieren, nos aman… pero insisto: no siempre nos comprenden!

Por eso hoy, quiero ponerme en lugar de cada niño del mundo y decir lo que sentimos, deseamos y soñamos…

“La familia” qué palabra tan grande para una criatura!, tan importante. Con sólo pensarla nos reconforta el alma. Nos envuelve acaloradamente con brazos amorosos, nos acaricia el corazón…  esos abrazos y besos que sólo mamá y papá pueden dar.

La ternura me invade con ese besito de las buenas noches… y a veces con ese cuento que mamá suele contarme para dormirme mejor….

¡Uy! Qué lindos son nuestros sueños sobre la almohada cuando nos dormimos así, protegidos, amados, seguros….

Pero….

Yo no sé….

Es tan feo cuando están siempre apurados y no tienen tiempo de contestar una pregunta o contar un cuento, de caminar juntos, tomarnos de la mano, escuchar nuestros problemas…. Que seguramente son pavadas para ellos, pero no saben cuán grandes son para un niño.

No entiendo a la gente grande… Soy un niño

¿por qué cada vez que nos portamos mal, nos amenazan con una inyección, y si estamos enfermos nos dicen que una inyección nos va hacer bien?

Pienso en todos los niñitos del mundo y sé que todos sufrimos estas cosas…

Nos dicen que debemos ser buenos y cuando tratamos todo un día de portarnos bien, pero de repente algo hicimos mal, nos dicen que somos niños malos!

¿Significa que siempre nos observan los errores y defectos y no las virtudes y esfuerzos?

No entiendo a la gente grande…

A veces dicen mentiras, y sufrimos al escucharlas, porque sabemos que si mentimos a nosotros nos retan.

Nos dicen que somos especiales, únicos, los mejores para ellos y… ¿por qué cuando hacemos algo mal nos comparan con un hermanito o amigo? Así nosotros aprendemos a envidiar…

Siempre nos enseñan que hagamos lo que ellos nos dicen y no lo que hacen, ¿cómo hacemos los niños? Si siempre queremos ser como mamá o papá!

Soy un niño

 

 

Siempre imitamos, ¿cómo podemos no hacer lo que hacen?

 

 

 

¡Somos niños!

¿Por qué siempre nos dicen que nos aman y si nos portamos mal nos dicen: “No te quiero más!

…Y nosotros…. “TENEMOS MUCHO MIEDO DE QUE DEJEN DE QUERERNOS!”

Soy un niño

Me sumo a todos los niños del mundo y hoy, en nuestro día: reclamamos muchos amor, muchos abrazos y besos. Queremos crecer con el alma llena de afecto, respeto y atención. Amamos a papá y mamá,  son nuestro ejemplo a seguir. Somos felices con nuestros abuelos, tíos, amigos, todos lo que hacen más agradable nuestro mundo.

Soy un niño

Necesitamos de todos ustedes gente grande! Tenemos mucha esperanza y ustedes aumentan nuestra confianza, nuestra fe y nuestra visión de un mundo mejor, de un futuro brilloso.

Gracias por los que siempre están haciendo su parte para que así sea!

Soy un niño

 

Compartir en:

4 comentarios en “Soy un niño

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.